Blog
Causas por las que no se puede transferir un vehículo
16 / Marzo / 2020

Causas por las que no se puede transferir un vehículo

Una vez que te hayas decidido a comprar un coche o moto, es posible que te encuentres en la circunstancia de que aparezca en el informe completo de DGT la inscripción «vehículo con denegatoria». Se trata de una situación que impide la transferencia del vehículo hasta que no se cancele lo que esta dando lugar a la denegatoria.

Las secciones que contiene el informe de vehículo tramitado por la DGT son los datos del titular, la identificación del vehículo, los datos del seguro, el historial de titulares, el historial de inspecciones técnicas, el historial de bajas, el historial de lecturas de cuentakilómetros, la información técnica y la medioambiental y la seguridad del vehículo.

¿Por qué no se puede cambiar la titularidad de un vehículo?

Esta negativa se puede deber a diversas situaciones:

Vehículo con titular fallecido

En ocasiones puede darse la circunstancia de que  no esté determinada la persona que va a ser la adjudicataria del mismo tras el fallecimiento del titular de un vehículo, por lo que Tráfico te impedirá el trámite por la falta de presentación de documentación del fallecido tal como documento que acredite la custodia, el certificado de defunción del titular o libro de familia donde conste el fallecimiento, la declaración de herederos o testamento acompañado de certificado de ultimas voluntades, o el cuaderno particional donde conste la adjudicación del vehículo y el impuesto de sucesiones.

Vehículo sin permiso de circulación e ITV 

Para realizar el cambio de titularidad son necesarias la ficha técnica y el permiso de circulación, un documento que debe ser emitido obligatoriamente por la Dirección General de Tráfico y que se encuentra asociado a la ficha correspondiente a la Inspección Técnica de Vehículos (ITV). 

Al adquirir un vehículo de segunda mano dispones de un plazo máximo de 30 días para solicitar un permiso de circulación a tu nombre, ya que de lo contrario no podrás circular con el coche o podrás llegar a ser sancionado. 

A pesar de que la norma establece que se puede transferir un coche sin ITV, desde transferimos tu coche te recomendamos que si vas a comprar un vehículo de segunda mano pidas que tenga la inspección en regla, ya que es una forma eficaz de asegurarte que el vehículo se encuentra en estado óptimo.

Vehículos con cargas, embargos o precintos 

Aquellos vehículos a los que les conste un embargo,  si pueden realizar su transferencia, por ese motivo los embargos no aparecen en el Informe de tráfico en el apartado de Limitaciones de Disposición. En estos casos la DGT efectúa el cambio de titular, pero está obligado a comunicar al comprador la existencia del embargo, para que tenga constancia de que adquiere un vehículo con cargas.

Si el vehículo tiene anotado un precinto, en estos casos, para efectuar el cambio de titular se trata de ordenes de Autoridad Judicial o Administrativa, la Jefatura de Tráfico, al igual que en el caso de la ITV, autoriza el cambio de titular , pero no expide el nuevo permiso de circulación, informando a la Autoridad que dictó el precinto, de la identidad y domicilio del nuevo titular del vehículo.  Hasta que el precinto no sea cancelado por parte de la Autoridad que lo dictó, no se expedirá un nuevo Permiso de Circulación.

La inscripción «vehículo con denegatoria» informa de una situación que impide la transferencia del vehículo hasta que no se cancele lo que esta dando lugar a la denegatoria.

Vehículos con multas impagadas

La legislación de Tráfico establece desde mayo de 2010, la prohibición de transferir aquellos vehículos sobre los que recaigan cuatro o más sanciones firmes en vía administrativa de carácter grave o muy grave.

La transferencia se podrá realizar en el caso de ser sanciones no clasificadas como graves o que no figuren en el informe del vehículo. Las sanciones nunca se transfieren con el vehículo en la compraventa,  ya que están vinculadas al conductor y no al vehículo con el que comete la infracción.

Si el vehículo a transferir tiene pendiente el pago del impuesto de tracción mecánica aparecerá reflejado en el informe de vehículo sin poder transferirse hasta que se liquide la deuda con el ayuntamiento correspondiente.

Vehículo con reserva de dominio 

Mientras tengas cuotas pendientes con el banco, éste seguirá manteniendo el “dominio” del vehículo a transferir hasta que esté pagado. Si el vehículo tiene reserva de dominio, no se podrá transferir hasta que se liquide el préstamo con la financiera que grabó la reserva.

Vehículo perteneciente a una empresa inactiva o disuelta

Tráfico detendrá el tramite de transferencia del vehículo si no se presenta la documentación que acredita a la empresa como su tarjeta de identificación fiscal, la acreditación de la representación e identidad del que firme y la escritura, la documentación del vehículo o un documento acreditativo de la transmisión.

Muchos de nuestros clientes se encuentran con situaciones en las que no saben resolver el proceso de transferencia. Por ello, desde transferimos tu coche podemos ayudarte con este trámite facilitándote el informe del vehículo con las máximas garantías de seguridad y comodidad.

¡Comparte esta noticia!